El tiempo de espera que antecede la adopción hace casi siempre que los padres dediquen mucho tiempo a fantasear sobre el niño o la niña tan deseado/a, sobre cómo van a ser sus vidas juntos o cómo será la nueva familia que está a punto de formarse… y aunque estas fantasías sean el fruto del inmenso amor que los padres ya sienten para sus futuros hijos e hijas es importante que éstas no influyan negativamente en la puesta en marcha de un proyecto adoptivo adecuado a la realidad.

Hablamos así de “disponibilidad para la adopción”: concepto al que se enfrentan las familias durante el proceso de valoración de idoneidad. Es decir, “¿a qué situaciones y circunstancias de sus futuros hijos/as están dispuestos a asumir los futuros padres que quieren adoptar? ¿qué realidades sí puedo asumir y cuáles otras no?”.

cuentos_educar_emocionesLo que emerge en el trabajo diario con familias es que la mayoría, al principio del proceso, declaran una “plena disponibilidad” a la adopción; De ahí la importancia de la FORMACIÓN de familias adoptivas para conocer y comprender mejor cuáles son las características y las posibles dificultades de los niños en adopción y así definir de forma más realista hasta dónde estarían dispuestos: DISPONIBILIDAD.

CHARLA: RETRASOS MADURATIVOS

“Necesito más tiempo en familia, tiempo para crecer, tiempo para aprender”adopcion_retrasos_madurativos

Estas son las razones que nos llevan a plantear el tema del retraso madurativo: fomentar, lejos de querer desanimar a las familias, reflexiones sobre algunas posibles dificultades de los niños y niñas que, conociéndolas de antemano, podrían ayudar a construir un proyecto adoptivo no solo más realista, sino también más funcional y exitoso. Podréis profundizar en el tema en la charla que tendrá lugar el próximo lunes donde, además de un especialista, contaremos con el testimonio de una familia adoptiva que nos ilustrará con su experiencia. 

La literatura nos enseña un amplio consenso, por parte de los expertos, acerca de la elevada probabilidad que estos niños y niñas padezcan posibles retrasos madurativos y/o afectivos. Esto puede ser debido a condiciones económicas y sanitarias carentes, o a no haber recibido una adecuada atención social, educativa y afectiva, a las inadecuadas condiciones en las que se produjo su gestación (estrés, tóxicos…). 

¿En que consisten los retrasos afectivos y madurativos de los niños y niñas adoptados?

  • Problemas relacionales y de la conducta
  • Problemas del lenguaje y de la comprensión
  • Retrasos cognitivos que pueden influenciar las habilidades mnemónicas y del aprendizaje
  • Retrasos motores
  • Trastornos del sueño

Al hablar de retrasos afectivos con las familias generalmente éstas no parecen sorprendidas; y efectivamente los niños y niñas en particular que han vivido situaciones de abandono o de maltrato físico o psicológico pueden desarrollar fuertes carencias relacionales y pedagógicas. Estas deprivaciones pueden llevarles a reacciones de tipo regresivo o defensivo, respecto a las cuales los padres tendrán que elaborar estrategias útiles para restablecer referencias afectivas y educativas adecuadas. A través de charlas como esta orientamos a las familias sobre cómo abordar las dificultades de sus hijos e hijas adoptados y adoptadas.

En ocasiones la mayor sorpresa para los padres tiene que ver con los retrasos madurativos.

El cambio de un registro lingüístico a otro muy distinto (para cualquier niño que provenga de un país de habla no hispana) puede generar dificultades de comunicación con el entorno, incluso aunque “parezca” que hablan muy pronto castellano y que “lo entienden todo”.
También el haber vivido unas ingentes faltas de estimulación e interacciones ambientales adecuadas puede generar retrasos cognitivos y físicos.

Desde sumando, acompañamos a las familias a lo largo del proceso de adopción ayudándoles a comprender mejor las necesidades de los niños y niñas en adopción.

Así, el próximo lunes 18 de septiembre, de 19:00 a 20:30 en oviedo, contaremos con la presencia del experto en neuropisocología infantil Juan Arias, junto con una familia adoptiva de un chico ya mayor de edad, quienes nos contarán las dificultades encontradas y cómo han ido superándolas.

Si estáis interesados no dudéis en poneros en contacto con nosotros.
Información e inscripciones:
tel: 640 82 05 86
correo electrónico: info@sumando.org

GEA ANTINORO. Psicóloga Universidad de Palermo. 

 


BIBLIOGRAFÍA:
• Moretti E., Pregliasco R., Salvi A., (2003). Percorsi problematici dell’adozione internazionale, Istituto degli Innocenti, Firenze.
• Hernández-Muela S., Mulas F., Téllez de Meneses M., Roselló B., (2003). Niños adoptados: factores de riesgo y problemática neuropsicológica, Revistadeneuropsicología, 36 (1), S108-S117.

SITOGRAFÍA:
http://neuropsic.altervista.org/drupal/?q=node/18